Sentimiento pesimista, metáforas, simbolismos, ideología liberal, y rebeldía en los textos, son algunas de las características de los poemas escritos por los ‘Poetas malditos’ . Un grupo de poetas franceses inmersos en el alcohol, la droga y el sexo, que renunciaron a la fama, pero estuvieron expuestos a la crítica social por el contenido de sus poemas.
El movimiento de los ‘Poetas malditos’ nació en Francia en el siglo XIX, sus integrantes fueron reconocidos por romper las reglas y practicar un tipo de poesía gótica y destructiva; capaces de ver belleza en donde nadie más lo hacía: muerte y tristeza. Razones que conllevaron a denominar como “malditismo” a la poesía de seis poetas que tenían una vida sumida en la enfermedad, la incomprensión y los tormentos.
El nombre de poetas malditos lo acuñó Paul Verlaine, quien escribió un ensayo titulado ‘Los poetas malditos’, texto en el que analizó la obra de ese grupo de poetas que le escribían a la pobreza, la maldad, entre otros temas que se salían de los cánones de la sociedad de esa época. Existe la versión de que Verlaine empleó este término por el poema ‘Bendición’, de Charles Baudelaire, pues en él se maldecía el nacimiento de los poetas.
Escucha el tema aquí.

Arthur Rimbaud

Nació (Charleville20 de octubre de 1854 – Marsella10 de noviembre de 1891). Fue uno de los poetas malditos más representativos de este grupo. Pues a sus 16 años ya componía versos extravagantes que denotaban tristeza, sensibilidad y la indiferencia en la sociedad mundial.  Rimbaud no quería que sus textos fueran publicados, porque le restaba mérito a la fama.

El poeta dejó de escribir a los 20 años de edad. Se convirtió al catolicismo, fue soldado para el ejército colonial neerlandés, y luego se volvió mercader cuentapropista en HarrarEtiopía amasando una fortuna como traficante de armas.

Rimbaud también sostuvo una turbulenta relación amorosa con el poeta Paul Verlaine, quien le disparó en la muñeca a su compañero. Verlaine estuvo encarcelado por este atentado contra la vida de Rimbaud.

Mi bohemia

Fantasía)

Me iba, con los puños en mis bolsillos rotos…
mi chaleco también se volvía ideal,
andando, al cielo raso, ¡Musa, te era tan fiel!
¡cuántos grandes amores, ay ay ay, me he soñado!

Mi único pantalón era un enorme siete.
––Pulgarcito que sueña, desgranaba a mi paso
rimas Y mi posada era la Osa Mayor.
––Mis estrellas temblaban con un dulce frufrú.

Y yo las escuchaba, al borde del camino
cuando caen las tardes de septiembre, sintiendo
el rocío en mi frente, como un vino de vida.

Y rimando, perdido, por las sombras fantásticas,
tensaba los cordones, como si fueran liras,
de mis zapatos rotos, junto a mi corazón.

Poema tomado de: https://www.zendalibros.com/5-poemas-rimbaud/

Paul-Marie Verlaine

Verlaine fue quien acuñó el término ‘poetas malditos’ a través de un ensayo publicado por primera vez en 1884,  y desarrolló su carrera al interior del movimiento simbolista y decadentista.

La vida de Verlaine fue turbulenta, rodeada de episodios trágicos; su adicción al alcohol le desencadenó problemas de salud.  Luego de haberle disparado a Rimbaud, se convirtió al cristianismo y se dedicó a promulgar la fe.

Entre sus obras se destacan: ‘Poemas Saturnianos’, ‘Las Fiestas Galantes’, ‘Romanzas Sin Palabras’, ‘Sabiduría’ y ‘Antonio y Ahora’.

Te ofrezco

Te ofrezco entre racimos, verdes gajos y rosas,
Mi corazón ingenuo que a tu bondad se humilla;
No quieran destrozarlo tus manos cariñosas,
Tus ojos regocije mi dádiva sencilla.

En el jardín umbroso mi cuerpo fatigado
Las auras matinales cubrieron de rocío;
Como en la paz de un sueño se deslice a tu lado
El fugitivo instante que reposar ansío.

Cuando en mis sienes calme la divina tormenta,
Reclinaré, jugando con tus bucles espesos,
Sobre tu núbil seno mi frente soñolienta,
Sonora con el ritmo de tus últimos besos.

Poema tomado de: https://www.zendalibros.com/5-poemas-de-paul-verlaine/

Charles Baudelaire

A Baudelaire se le atribuye en gran parte el nombre de ‘poetas malditos’, pues Verlaine tomó este concepto a raíz del poema ‘Bendición’. La rebeldía y la vida bohemia de Baudelaire lo llevaron a formar parte de este grupo de poetas. Además, el uso de simbolismos en sus poemas logró una transformación de la poesía. El poemario ‘Las flores del mal’ es un ejemplo de ello.

                               A una que pasa

La calle ensordecedora aullaba alrededor de mí.
Esbelta, delgada, de luto riguroso, toda dolor solemne,
una mujer pasó, haciendo que con su mano fastuosa
se alzaran, oscilaran el dobladillo y el festón;
ágil y noble, con piernas de estatua.
Yo, crispado como un excéntrico, bebía
en sus ojos, cielo lívido donde germina el huracán,
la dulzura que fascina y el placer que mata.
¡Un relámpago… y en seguida, la noche! Fugitiva belleza
cuya mirada me ha hecho de pronto renacer,
¿no volveré ya a verte hasta la eternidad?
¡En otra parte, muy lejos de aquí!, ¡muy tarde!, ¡quizá nunca!,
pues ignoro adónde huyes, y no sabes adónde voy,
¡oh tú, a quien yo hubiera amado, oh tú, que lo sabías!

Poema tomado de: https://www.culturagenial.com/es/charles-baudelaire-poemas/

Stéphane Mallarmé

Una de las razones para incluir a Mallarmé dentro del grupo de ‘poetas malditos’ fue el bajo índice de lectores que tenía y la baja cantidad de personas que lo publicaban. Sus poemas tenían un tinte gótico y sugestivo. También fue uno de los precursores del decadentismo francés. Su estilo de poesía y su forma de vida eran altamente criticados por la sociedad conservadora.

Angustia

Hoy no vengo a vencer tu cuerpo, oh bestia llena
de todos los pecados de un pueblo que te ama,
ni a alzar tormentas tristes en tu impura melena
bajo el tedio incurable que mi labio derrama.

Pido a tu lecho el sueño sin sueños ni tormentos
con que duermes después de tu engaño, extenuada,
tras el telón ignoto de los remordimientos,
tú que, más que los muertos, sabes lo que es la nada.

Porque el Vicio, royendo mi majestad innata,
con su esterilidad como a ti me ha marcado;
pero mientras tu seno sin compasión recata

un corazón que nada turba, yo huyo, deshecho,
pálido, por el lúgubre sudario obsesionado,
¡con terror de morir cuando voy solo al lecho!

Poema tomado de: https://www.zendalibros.com/5-poemas-mallarme/

Tristan Corbière

Este poeta fue conocido hasta que Verlaine lo mencionó en su libro. ‘Les amours jaunes’, fue el único libro en donde apareció su obra que estaba cargada de sátiras y lirismo descriptivo.  

OCASO

¡Qué grato era aquel Joven y qué lleno de savia!
¡Tan ávido de vida!… Y tan dulce en su sueño.
¡La cabeza qué altiva o inclinada con gracia!
¡Husmeando el amor!… que tristemente pasa.
¡Era un don Nadie!… –Pero de pronto ha visto cómo
Le sonríe a la vuelta sin rencor la Fortuna;
Ya no sonreirá como otras veces; sabe
Cuánto cuesta todo eso y cómo se consigue.
Su corazón ha echado panza y saluda en prosa.
Se cotiza muy caro… es alguien este Dios;
Ya no va con las manos, sin nada, en los bolsillos..
En su gloria que lleva como un abrigo fúnebre,
Lo reconoceréis banal, vacío, célebre…

Poema tomado de: https://lucernaclaus.wordpress.com/2016/10/10/5-poemas-de-tristan-corbiere/

Marceline Desbordes-Valmore

Fue poetisa, actriz y cantante francesa. Marceline es la única mujer que incluyó Verlaine en su libro. Los poemas de la poetisa se caracterizaban por ser oscuros y depresivos. La copia de sus poesías fue hallada en la biblioteca de Friedrich Nietzsche.

LOS DOS AMORES

Era el Amor más alocado que hondo;
su débil flecha el corazón rozando,
ligera fue como un gran embuste.
Ofrecía el placer sin hablar de ventura.
En tus ojos fue donde vi que había otro amor.
Ese olvido completo de sí mismo,
ese afán del amor por sólo amar,
y que el vocablo amar nunca puede expresarse,
está en tu corazón y el mío lo adivina.
Siento en tus arrebatos y en mi fidelidad
que a la vez significa dicha y eternidad
y todo el poderío de la fuerza divina

Poema tomado de: https://lucernaclaus.wordpress.com/2016/10/13/5-poemas-de-marceline-desbordes-valmore/